Algo suena en mi nube sonando
Mini pop

El Festival Minipop lleva 10 años apostando por la música en familia en Tarragona.

Un espacio cultural único, donde la música se mezcla con los talleres artísticos pensados al detalle, donde no sólo los/las más pequeños/as disfrutan de un día especial, haciendo visible eso de que el arte es el lenguaje universal, creando complicidad entre varias generaciones y entre público y artistas.

Como bien sabéis, debido a la pandemia mundial en la que estamos inmersos, la mayoría de eventos culturales, especialmente los musicales, han sido cancelados, y los que se han podido mantener, se han reinventado. Este es el caso, entre otros, del Festival Minipop.

En junio se debería haber celebrado el 10º aniversario del festival referencia del pop independiente con público familiar. No pudo ser, la celebración tal y como se la merece el Festival y los fieles asistentes, deberá esperar a 2021.

Pero la organización del festival, no podía dejar de ver las caras de felicidad de pequeños/as y grandes cuando comparten un día tan especial. Un día donde reina el encuentro intergeneracional.

A pesar de no poder manetener el cartel previsto para el 31 de mayo, 1 y 2 de junio, con El Petit de Cal Eril, Quimi Portet, Xarim Aresté, Germà Aire, El invisible Harvey, Rombo, Yawners, Nyaundú, El Pèsol Feréstic, y Dj Lyona, ni tampoco poder mostrar la apuesta por la poesía, los talleres creativos, el teatro, el cine y los juegos, pudimos disfrutar de una velada especial, con la esencia de un Minipop más mini, pero a la vez gigante, en ganas y esfuerzo.

Las anteriores ediciones del festival y esperamos que las futuras, (os lo cuento para que toméis nota para las próximas ediciones, cuando la normalidad, sea menos nueva y más normal), es la mezcla de fiesta mayor de pueblo y festival de música independiente, apostando por la música emergente combinada con aquellas bandas consolidadas en el panorama musical catalán.

Algo que me gusta mucho de este festival, es no adaptar los conciertos para público infantil. La música no tiene edad, y este es uno de sus valores, cuando hablo de adaptar, me refiero a la programación del cartel, no hay la necesidad de crear un festival solo con música infantil para llegar a todas las generaciones, simplemente hay que adecuar los espacios y los horarios para disfrutar de la cultura en familia, y esto es lo que nos ofrece el Festival Minipop.

Bien, una vez metidos/as en el contexto del festival, toca contaros como lo vivimos el pasado 20 de agosto, en una edición muy restringida debido a la situación en la que nos encontramos, pero a la vez muy luchada y tabajada.

Si el Minipop no se podía celebrar tal y como estaba previsto, algo había que hacer. La organización se puso manos a la obra para poder ofrecer una día especial y así fue.

Las puertas de “Camps de Mart” se abrieron a las 19h ofreciendo una sesión con Dj Poppy, para ir ambientando la tarde-noche.

Todos los asistentes pasamos el control de seguridad: toma de temperatura, higiene de manos, acomodación en los asientos, distancia de seguridad entre el público, mascarilla obligatoria.. y nos obsequiaron con una bolsa con varios juegos artesanos para entretener a los/las más pequeños/as, mientras esperaban las actuaciones de SUU y Carlos Sadness.

En temas gastronómicos el festival contó con las deliciosas especialidades de L’Espiga d’Or, apostando así por la comida sana, sin gluten y alimentos ecológicos como la Pizza vegana, pinchos de tortilla de patatas con pan con tomate, bocadillos vegetales, ensalada de quino y humus, croquetas de verduras, bizcocho de chocolate y naranja para celebrar el 10º aniversario del festival… Pero tranquilo/a, si no eres muy apasionado/a de la comida healthy o los/las pequeños/as de la casa no les va lo sano, no había problema para entrar comida o bebida al festival. Otro minipunto para el festival, si vas con niños/as, es precisamente esta facilidad de poder llevar algo seguro, y más para aquellos/as de paladar más delicados/as.

Bien, entramos ya en el doble concierto, una de las artistas programadas para la edición de junio, y que el Festival Minipop no quiso dejado escapar para este doble concierto fue Suu, quien presentó sus “temazos” y repasó algunos de los temas de su anterior disco.

Está claro que Suu tiene un poder especial que le ha llevado a ser una de las cantautoras catalanas con mas repercusión en la actualidad, ese poder es nada más y nada menos que su naturalidad mezclada con una voz dulce pero firme.

Pequeños/as y gandes disfrutaron tanto de las canciones más festivas de su primer disco, que recuerdan a verano y fiesta mayor, como de los nuevos temas de su último trabajo “Ventura” (puedes adquirirlo aquí) producido por Carlos Sadness, donde Suu busca un nuevo sonido más cercano al indie, donde incorpora la electrónica o a la composición característica del propio Carlos Sadness.

Suu, compone y canta desde la intimidad, acercando al público ha la parte más personal, canciones como “Algo de mi” donde habla del desamor de forma divertida y que además colabora con La Pegatina, o “No saps lligar”, son una muestra de esta transparencia y naturalidad de la que os hablaba antes, además se muestra en el escenario con muchas ganas de comerse le mundo (en el buen sentido) y sin miedo a nada.

Lo mostró cuando se atrevió con una versión en catalán de la adaptación que ha realizado C. Tangana “Nunca estoy”, donde entremezcla frases de Rosario Flores y Alejandro Sanz.

Suu Festival Minipop
foto: Yas

A las 22:30h era el turno de Carlos Sadness y su recién estrenado “Tropical Jesus”, su último trabajo.

Carlos Sadness ya participó en la edición anterior del festival y que nuevamente estaba programado para el 10º aniversario.

Los asistentes pudieron disfrutar de nuevo del pop-folk con ritmos latinos al que ya nos tiene acostumbrados/as, mostrando ese sonido de autor tan propio y esa frescura improvisada en el escenario.

Ver a Carlos Sadness en directo es sin duda una apuesta segura para subir el ánimo, bailando (sin movernos del sitio) y cantando (con mascarilla) himnos como “Isla Morenita“, “Aloha”, “Ahorita”, “Que electricidad”, “Longitud de Onda” y los más recientes “Me desamaste” o “Todo Estaba bien”.

Pero Carlos Sadness no solo sube el ánimo con canciones con ritmo tropical, incluso con aquellas más lentas o melancólicas, gracias a sus letras vitales optimistas y con toque de humor, como “Ciclo Lunar”, “Número Oculto” o “Días Impares”, consigue convertir, lo que podría ser una canción gris, en un arco iris musical.

Un momento especial, donde se notó la conexión que se ha creado entre ambos artistas, fue cuando Suu salió a cantar junto a Carlos Sadness “Aloha“, canción en la que colabora Bomba Estéreo y que en esta ocasión fue la catalana quien interpretó el tema incluido en “Tropical Jesus” (puedes adquirirlo aquí).

Tanta era la euforia del público presente al finalizar el concierto, que Carlos Sadness, Marc Sospedera y Jordi Bastida, salieron de nuevo al escenario cuando ya no estaba previsto volver, regalándonos “El Simpático“, tema del último trabajo del artista que cuenta con la colaboración de Crystal Fighters.

Festival Minipop Carlos Sadness
Foto: Yas

A pesar de que el segundo concierto inició a una hora quizás un poco tarde para el público infantil, en esta ocasión inició a las 22:30h, lo disfrutamos mucho.

Está claro que nada tiene que ver el Minipop que hemos vivido este año, con las ediciones pasadas del festival, pero podemos estar agradecidos/as de poder llenar ese vacío con conciertos y eventos como este vivido en condiciones especiales y cruzamos dedos, tocamos madera o lo que haga falta, para que en 2021 podamos disfrutar de un Minipop a lo grande.

Festival Minipop Suu
Foto: Yas

Yasmina Berdugo
yasmina.berdugo@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *