psico
¿Cuántas veces has escuchado una canción y te ha parecido que ha sido escrita para ti? ¿Alguna vez has escuchado alguna canción que te haya motivado para hacer algo en tu vida? ¿Ha habido algún disco/concierto/canción que haya marcado un antes y un después?

¿Cuántas veces has escuchado una canción y te ha parecido que ha sido escrita para ti?


¿Alguna vez has escuchado alguna canción que te haya motivado para hacer algo en tu vida?


¿Ha habido algún disco/concierto/canción que haya marcado un antes y un después?

Yo respondo sí, a todo.

Eso me ha hecho valorar y reflexionar en como escuchamos la música, ¿Tú la oyes o la escuchas?

Porque un cosa es ponernos música para hacer tareas de casa, ir en coche, amenizar una fiesta o una cena con amigos… y otra es pararnos a escuchar realmente esas canciones.

Y la verdad es que cada vez estoy más convencida de que tenemos que sacar tiempo en nuestro día a día para despejarnos. Desconectar de todo aquellos estímulos que constantemente nos llegan, del trabajo, de la familia, incluso de los amigos, porque sí, los queremos mucho, pero a veces también nos cargan y nos chupan energía.

Y ¿cómo lo hago? cojo mis cascos, cojo un disco, me tumbo en la cama o en el sofá, enciendo la luz de mi lamparilla y a volar…

Entre la música y tú.

De esta manera, cada acorde, cada matiz, cada sonido se funden dentro de mi, me dejo llevar por la métrica y por la lírica, y cuando me doy cuenta, me ha desaparecido toda la tensión acumulada durante el día, los malos rollos me parecen menos malos y los buenos…los buenos me los quedo.

La música no me sirve solo para desconectar, sino que estando más relajada, me permito pensar diferente, me alejo del problema que haya estado atascando mi mente durante el día y me permite enfocarlo desde un punto de vista distinto, y así, es la mejor forma de resolver ese problema.

A mi me sirve la música, otras veces también me ha servido algún libro, no puedo decir lo mismo de las películas o series, pero quizás a ti sí que te funcionan.


Tomate tu tiempo para desconectar.

Así que vale la pena de vez en cuando, parar y escuchar música, no solo oírla. También puedes leer algún libro que no tenga nada que ver con tu día a día… porque todo esto te ayuda a activar circuitos neuronales distintos a los que sueles utilizar en tu rutina diaria y te ayudan a relajarte para poder seguir rindiendo y explotar tu creatividad.

Entre la música y tú

Por eso, y porque todos vamos muy acelerados, en esta sección conoceremos los beneficios que nos puede aportar la música en nuestro día a día, porque para muchas personas la música es terapia, es liberación.

Me gustaría escuchar tus recomendaciones de discos, conciertos, canciones, libros que te hayan gustado o te hayan servido para algo…puedes comentar este post, mandarme un mail a info@algosuenaenminube.com o comenta el post de instagram.

¿Conoces los beneficios de la música en tu día a día? ¿Quieres conocer nueva música? ¿Te gustaría asistir a conciertos? entra aquí