Ciudad Jara es el nuevo proyecto musical con banda de Pablo Sánchez, donde muestra su faceta más personal tras su etapa como vocalista de La Raíz.

Ciudad Jara es el nuevo proyecto musical de Pablo Sánchez, donde muestra su faceta más personal tras su etapa como vocalista de La Raíz.

El pasado 7 de febrero presentaron “Donde nace el infarto“, convirtiéndose en el segundo disco más vendido en España en su semana de lanzamiento.

“Donde nace el infarto” es el primer trabajo discográfico de la banda, creado con mucho mimo y el cual vale la pena escuchar prestando atención tanto a la métrica como a la lírica.

Un disco que ha sido creado para sentirlo, no solo para escucharlo.

Hoy he podido charlar con Pablo Sánchez sobre la esencia de Ciudad Jara, la decisión de emprender un nuevo proyecto y sobre “Donde nace el infarto”, además de descubrir algunas curiosidades personales.

Foto: Ana Mañez

Para los que no conocen Ciudad Jara ¿Cómo definirías este nuevo proyecto? ¿Cuál es su esencia?

Es un proyecto musical donde se mezcla una paleta de colores de estilos musicales muy amplia, muy ecléctica. Donde se tocan muchos palos, desde el rock hasta la canción de autor, el folk y cosas así. Y que está todo vestido con una lírica muy cuidada, es un proyecto muy cuidado, no es cualquier cosa, más que para pasárselo bien es para escucharlo y sentido.

Haciendo la escucha del disco hemos podido detectar esta mezcla de estilos, Ciudad Jara no se puede encasillar en un estilo…

Claro, según la canción, según la temática intento transmitir una emoción con un tipo de música, hay algunas que suenan más fuerte, otras más bailongas, algunas tienen ligero aroma de electrónica, otras una balda, una burda, cumbia latina, varias cosas…

El título del nuevo disco es “Donde Nace el infarto”, en él podemos ver que mantienes cierta reivindicación social como en tu anterior proyecto, pero de forma más camuflada o con una lírica más cuidad, ¿Qué tema social te provoca más taquicardia, es decir te altera más?

Cuando tienes una hija como es mi caso, lo ves todo desde un punto de vista nuevo, totalmente diferente al que tenías. Lo estás viendo todo desde el punto de vista de una persona recién llegada al mundo. Así que en general diría que me altera más la insignificancia que nos someten desde el nacimiento, no me gusta ser muy explícito en esto, pero me baso en la literatura de George Orwell que la he usado mucho.

Me da rabia la clasificación en la que nacemos, tenemos muy pocas posibilidades de salir del lugar que te han asignado, eso me provoca taquicardia, pero podría ser mucho más explícito, la sanidad, educación, la opresión a los artista, la ley mordaza… pero no me gusta hablar de eso, para eso ya están otras personas y otros grupos que ya hablan de eso.

En La canción del pensador” podemos escuchar una mezcla instrumental y un vaivén emocional donde aparecen unas charlas con el diablo, ¿Esas charlas que representan para tí?

Las charlas con el diablo representan un montón de inseguridades e inquietudes y miserias, miedos que tengo, como cualquier persona.

No me da ningún miedo hablar de eso, soy una persona con miedos e inseguridades, hay muchas noches que no duermo porque estoy hablando con el diablo, entonces…pues eso, habla un poco de mi, representa mis situaciones más incómodas.

Es quizás una de las canciones con la que más gente se puede sentir identificada, ya que quien más quien menos, de forma consciente o inconsciente mantiene esas charlas con el diablo….

Si, si.

La canción del pensador- Ciudad Jara

Cuando escuchas la canción Bailé, instrumentalmente te traslada a un lugar donde hace buen tiempo, transmite cierto positivismo o buen rollo, pero si te paras a escuchar la lírica, parece lo contrario. ¿De qué hablas en esta canción?

Justamente habla de lo que te contaba antes, está basada en la literatura futurista del mundo feliz. Un poco viene a decir que una vez nacidos dentro de la derrota, porque hay que recordar que nosotros somos lo que perdieron la guerra…pues…nacidos dentro de la derrota hay que ser listo como para poder bailar y vivir amablemente con ella.

Juegas muy bien con esa doble sensación, ya que instrumentalmente te da esa parte positiva con el mensaje detrás…

Si hay una mezcla de energías un poco rara porque la letra es un poco triste, hacia la desesperanza, pero si que la música es más esperanzadora y se crea una mezcla que por otra parte emociona mucho a la gente.

Bailé- Ciudad Jara

En Ciudad Jara, no estás solo, trabajas junto a nuevos músicos que te acompañan, ¿Cómo ha sido el proceso de creación?

Ha sido muy paulatino, muy lento, muy cuidado, muy delicado, desde la formación del grupo hasta la creación de cada canción, la estructuración, la métrica… todo ha sido super mimado, al detalle, es una manera de trabajar que tengo yo, no porqué quiera hacerlo así sino porqué es un poco obsesivo por mi parte, lo hago todo así y me rodeo de gente que también quiere subirse al barco de trabajar así, al final es muy exigente.

Ahora trabajo con Tato James guitarra, Jordi Martí al bajo, que son dos amigos de la infancia, están Miguel Ramos a la batería, Joan Marc al teclado y Juan Belda a la otra guitarra, además de mucha gente debajo del escenario, diseñadores, redes sociales, mogollón por lo menos 15 o 20 personas.

Ciudad Jara
Foto: Alba García

¿Dónde os podemos ver próximamente? ¿Qué planes tenis para este 2020?

La presentación es el 19 y 20 de marzo en Madrid y a partir de allí ya arrancamos con los festivales. En muchos de ellos hemos tocado con La Raíz, y muchos otros que no he tocado nunca como Sonorama, Rio Bable, Cooltural, Gigante, Les Arts y muchos más.

¿Por qué motivo decidiste emprender el nuevo proyecto de Ciudad Jara?

Porque tenía unas inquietudes acústicas que quería plasmar.

Soy un artista que lleva 20 años componiendo y llega ese momento de tu vida en el que tienes que hacer cambios si quieres expresar lo que estás viviendo. Hay momentos en los que el cuerpo te pide expresarte de otra manera, tener otro estilo, componer otros temas, dibujar otros paisajes, tocar otras temáticas, y todo esto en La Raíz no podía hacerlo, ya que tiene un concepto de colectivo con un estilo muy concreto, entonces si yo hubiera hecho lo que me hubiera dado la gana estando en La Raíz, me habría cargado el concepto de ese grupo, tenía que hacerlo desde otro lado, de otra manera, sentirme libre para expresar las cosas que he querido en este momento.

Esto no quiere decir que nunca más vaya a tocar con La Raíz ni nada de eso, simplemente me apetecía expresar otras cosas y en La Raíz no podía porqué el estilo no se correspondía con lo que yo quería expresar.

Es una manera también de respetar al grupo y a los seguidores…

Exacto, muy bien, ese es el resumen.

Si ciudad Jara tuviera un lema como ciudad, ¿Cuál sería?

Sería entra y olvídate por un momento de tu búsqueda de la felicidad.

Pablo Sánchez Ciudad Jara
Foto: Ana Mañez

Ronda de preguntas rápidas y curiosas:

En una película sobre tu vida ¿Quién te gustaría que interpretara tu papel?

Muy buena esa…. a ver…deja que me lo piense…

Alberto San Juan, porque es chico…pero me veo más reflejado en la directora Isabel Coixet.

¿Qué tienes en el maletero del coche?

Está lleno de mierda, ahora mismo tengo CD’s y mucha mierda que va tirando mi hija desde su sillita.

Si pudieras tener un superponer ¿Cuál tendrías?

Cuidar a mis padres cuando ellos no me vean.

¿Cuál es el objeto más raro que tienes en casa?

Tengo una cantimplora inca que se llena por la parte de abajo, osea tu pones la cantimplora al revés, boca a bajo, le hechas el agua por el culo y al ponerla de pié no cae, es una cosa que tiene un mecanismo un poco raro, lo descubrí en un viaje a Perú y me filpó.

¿Tienes algún sueño perturbador?

pues…hace mucho tiempo tenia pesadillas donde me perseguían Nazis, pero no tengo ninguno ahora así…de pequeño si, tenía sueños donde me perseguían manos gigantes, se me quedó grabado, cuando tenía una pesadilla siempre era ese sueño.

No sales de casas sin…

¿Sabes que pasa? que soy super despistado y formularía la pregunta al revés… no salgo de casa con… las llaves, con el móvil, con la targeta… no me fijo en nada de lo que tengo que llevar… pero diría que no salgo de casa sin… el móvil.

¿En qué lugar te pierdes para desconectar?

Hay una zona de Gandía que se llama Marxuquera, tiene un montón de caminases por la montaña y me voy con el perro por ahí.

Ciudad Jara
Foto: Ana Mañez

Muchas gracias por tu tiempo, esperamos veros pronto por Barcelona.

Muchas gracias a ti.

¿Quieres leer más sobre Ciudad Jara? entra aquí